×

Mensaje de estado

Locating you...

Salud

Los primeros síntomas de pérdida auditiva

síntomas de pérdida auditiva

Los primeros síntomas de pérdida auditiva

  Muchas personas tardan mucho tiempo en notar que están perdiendo lentamente la capacidad auditiva (o no lo perciben en absoluto) y , por lo tanto no hacen caso de ese hecho. Aunque disminuye lentamente, en las primeras etapas sólo se ven afectadas las frecuencias más agudas, por ejemplo el susurro del viento, el gorjeo de un pájaro, que cada vez se oyen más bajos, hasta que acaban desapareciendo por completo. 

¿Por qué dejamos de oír bien?

audifono

¿Por qué dejamos de oír bien?

Cuando nuestro sistema auditivo se desgasta como consecuencia del paso del tiempo, es normal que perdamos parte de nuestra capacidad para escuchar, algo que ocurre en mayor medida a partir de los 60 años. Recientemente una investigación del Colegio de Médicos y Cirujanos de la Universidad de Columbia, ha determinado que la presbiacusia, pérdida auditiva causada por la edad, se incrementa de forma significativa a partir de los 60 años.

¿Un audífono o dos audífonos?

Audífonos

¿Un audífono o dos audífonos?

  Esta parece ser la eterna pregunta…y como siempre, depende de cada caso concreto. En principio, siempre que una persona tenga pérdida auditiva en ambos oídos, lo ideal es tratar los dos oídos, ya que eso mejorará la capacidad de entendimiento de las palabras y redundará en una experiencia mucho más satisfactoria del uso de los audífonos.

El teletrabajo

teletrabajo

El teletrabajo

Hola mi nombre es Amparo y toda mi vida ha estado relacionada con el deporte, ya que es mi pasión y mi hobby. Soy Entrenadora Personal, Monitora de Actividades Dirigidas, Instructora de  Pilates e Hipopresivos, Nutriciòn deportiva........me he formado y me sigo formando. Actualmente la vida y la experiencia me ha dirigido a dar clases porque me encanta cuidar de mis alumn@s...y empezaré a colaborar en este ámbito....para cuidar nuestro cuerpo y mente.....gracias a nuestr@s amig@s Grupo Coruña........

GRACIAS… ¡DE CORAZÓN!

Julio Fafián

GRACIAS… ¡DE CORAZÓN!

Gracias… ¡De corazón! Primero por vuestra acogida y tantos mensajes recibidos. Por eso, hoy va dedicado a ti. Y como con el corazón hablamos, curioso es que ese musculito, que aunque lleváramos al gimnasio no encontraríamos una máquina para él, sea conocido en nuestro país y en otros como: La patata, el cucharón, el bobo, el reloj, bomba, chacalele…

Pero ¿Os habéis fijado en la cantidad de veces que “un corazón” da energía a nuestro día?

Suscribirse a RSS - Salud