×

Mensaje de estado

Locating you...

Conducir una moto sobre pavimento mojado

Moto sobre agua (imagen de Sarah Richter)

Conducir una moto sobre pavimento mojado

Cuando llueve la conducción es más peligrosa, sobre todo con una moto. Hoy te vamos a dar unos consejos para conducir una moto sobre pavimento mojado.

Equipamiento personal

Lo primero que tienes que hacer es equiparte bien para protegerte de la lluvia. Como hemos comentado en otros post, la indumentaria es esencial para cubrirnos de las inclemencias del tiempo. Escoge:
Un casco que te proteja bien de la lluvia.
Una buena chaqueta a ser posible con reflectantes.
• Pantalones de agua.
• Calzado resistente al agua y unos buenos guantes.

Equipamiento de la moto

Al igual que tú, tu moto debe de estar bien preparada.
• Lo más importante son los neumáticos, deben de estar en buenas condiciones con el dibujo en buen estado, la presión adecuada y no estar caducados. Existen neumáticos para mojado, los Winter mejoran mucho el agarre en estas condiciones.
• Los frenos y las luces siempre deben de estar en buen estado y sobre todo cuando llueve.
• Importante también el correcto funcionamiento y puesta a punto de las suspensiones de lo cual depende que los neumáticos estén el mayor tiempo posible en contacto firme con el suelo, sobre todo en carreteras con el asfalto en no muy buenas condiciones.

Conducción segura

Circular con una moto cuando el suelo está mojado es muy peligroso y con las primeras lluvias todavía lo son más. La suciedad del asfalto, marcas viales y las imprudencias de muchos peatones cuando cruzan mal son factores que agravan el riesgo de tener un accidente, por lo que hay que estar muy atentos y extremar la precaución. Al circular por carretera ten presente que las distancias de frenado van a ser mucho más grandes que en seco por lo que debes dejar un mayor margen de seguridad. También el paso por una curva va ser más dificultoso ya que el ángulo de inclinación de la moto va a ser mucho menor que en seco, lo que nos va impedir tumbar y por tanto maniobrar de forma rápida.

Los movimientos deben de ser más suaves y nunca ser bruscos. Frena muy suave, gradualmente y con los dos frenos porque el riesgo de derrape y deslizamiento se multiplica. La aceleración también debe de ser gradual, nunca a fondo. Si lo haces en una curva debes de hacerlo con muchísimo cuidado.

Para finalizar debes de tener mucho cuidado en los cruces, semáforos, stops, ceda el paso y pasos de peatones. Además de ser zonas en las que los conductores de otros vehículos pueden hacer maniobras inesperadas y bruscas, el pavimento suele estar en peores condiciones (desgastado y sucio).

Muchas motos modernas (cada vez más) equipan ABS y algunas también Sistemas de Control de Tracción que regulan respectivamente el deslizamiento de las ruedas al frenar y al acelerar. Ambos sistemas son muy eficaces, sobre todo en mojado, pero no debes dejarte llevar por la “engañosa” sensación de que “no pasa nada” ya que las inercias producidas por la velocidad y los kilos nunca desaparecen y cuando llegamos al límite la caída es inevitable. Es decir que los sistemas de seguridad en una conducción controlada no deberían entrar en funcionamiento nada más que una situación de emergencia y no debemos basar nuestra conducción en el funcionamiento de estos sistemas.

Etiquetas: